La USO se declaró preocupada, porque en el corregimiento El Centro se ha disparado el grado de accidentalidad de los trabajadores. No se trata falta de experiencia o de idoneidad de los mismos, como lo han querido justificar, si no del “ahorro” de las empresas en medidas de seguridad.


Tanto Ecopetrol como las empresas contratistas están impulsando una política de ahorro en mantenimiento, personal y presupuesto. Pretende, “con menos hombres hacer igual o más labores de lo que se hacía anteriormente”, advierte John Rodríguez, directivo de la USO Centro. Esto está incidiendo en la seguridad de las labores que se hacen la industria del petróleo.

“Los equipos de mantenimiento de subsuelo movilizan en menos de lo que movilizaban hace un año; lo cual implica mover cargas extradimensionadas con mayor agilidad, a veces saltándose los parámetros de seguridad industrial u omitiendo condiciones de riesgo. Eso nos lleva a que se ocasionen accidentes como los que han sucedido en el corregimiento”, explicó Rodríguez.

En dos semanas van cuatro accidentes, sin fatalidades, pero que  han producido incapacidades de dos o tres días; además, de daños materiales de alto costo.

“Ecopetrol y las empresas contratistas tratan de romper siempre la pita por el lado más débil. Las investigaciones van a arrojar que es el trabajador quien tiene la culpa, que es un error humano o falta de procedimiento. Pero cuando nos ponemos a hilar finito esto es parte de la política de austeridad que le está haciendo daño a la industria”, continúa Rodríguez.

La USO le viene proponiendo a la gerencia de Ecopetrol en El Centro, hace un pare para dedicarse con las y los trabajadores, contratistas y directos, a hablar sobre una seguridad coherente con las actividades. Ecopetrol no se ha manifestado sobre tomar la propuesta, mientras sigue recortando en actividades necesarias pero dilapidando en burocracia.

Pin It