{image}http://lh6.googleusercontent.com/-S-4lmCvP8CA/UrHwnV07XSI/AAAAAAAAEr8/2y2eo-ia5Hw/s800/chaqueta_uso.jpg{/image}Por su labor de buscar mejores condiciones para los trabajadores y comunidades de la región, la subdirectiva USO viene siendo víctima de amenazas sistemáticas. Un caso en el cual parece haber saña es el de Alexander Castro, dirigente de esta subdirectiva y líder social muy activo.

El pasado sábado 22 de febrero, una vez más fue objeto de amenazas por parte de la autodenominadas “Autodefensas de Medellín Unidas”, donde le dan un plazo de 24 horas para retirarse del campo La Cira-Infantas de Ecopetrol y lo señalan de insurgente, acusándolo de llevar a cabo los paros de dicha región.

En un panfleto lo insultan, amenazan a su familia y hacen extensiva la intimidación a toda la junta de la subdirectiva.  Para nadie es un secreto que donde hay grandes proyectos petroleros  suelen suceder cosas como esta. No es la primera vez que la USO Centro es amenazada  por grupo ilegales, en el mes de mayo de 2013, justo cuando se adelantaba protesta pacífica contra la multinacional Oxy andina, los directivos fueron víctimas de amenazas. En esa ocasión también salieron panfletos y hubo un atentado contra Rafael Rodríguez.

Cabe recordar que en  el  proyecto Ecopetrol La Cira-Infantas  se encuentran más de 80 contratistas y  laboran más de 5.000 trabajadores. Muchas de estas contratistas han fracasado le quedan debiendo a proveedores y trabajadores.  A la Unión Sindical Obrera en múltiples casos le ha tocado hacer el papel de interventora, denunciar hechos de corrupción y proteger los derechos de los trabajadores, por tal razón, todo indica que las amenazas provienen a causa de la actividad sindical.

“Consideramos que ttiene que abrirse una investigación sobre dónde vienen los autores. Hacemos un llamado a Ecopetrol, al proyecto La Cira-Infantas, al mismo Estado colombiano y a la UNP, que está levantando los esquemas de seguridad en vez de buscar formas que garanticen hechos como lo que estamos hoy denunciando. Ya no sólo nos quieren poner presos, imputar cargos sobre bloqueos de vías nacionales, ahora nos quieren amenazar”, manifestó Libardo Hernández, amenazas a la subdirectiva USO Centro.

Paralelo a esta amenaza salieron al aire panfletos contra la comunidad, ya han sucedido asesinatos contra líderes comunitarios, así que evidentemente la táctica es expandir el miedo en la región.

 

Pin It